Medidas necesarias: se está acabando el tiempo para las ambiciones mundiales de agua

1 min read
WaterAid/ Jacques Nkinzingabo

Por Sarina Prabasi, CEO de WaterAid America.

A las tasas actuales de progreso, tenemos más de 100 años de retraso para conseguir agua apta para el consumo para todos en 2030. La situación es ahora tan grave como desesperada.

Miles de millones de personas siguen viviendo y muriendo en condiciones de pobreza en cuanto al acceso al agua y al saneamiento, y esto es un resultado directo de las decisiones adoptadas o no adoptadas por los que están en el poder.

Las estadísticas son tan terribles como interminables: 785 millones de personas no tienen agua potable cerca de casa; 2,300 millones de personas no tienen baño; y, en los países menos adelantados, más del 70 % no tienen acceso a instalaciones básicas para el lavado de manos con agua y jabón.

La semana que viene, la ONU se reúne en Nueva York para revisar los avances en la reducción de la desigualdad para 2030. El estado de ánimo no puede ser alabado por sí mismo. En casi todas las medidas perderemos los objetivos acordados por los líderes en 2015. Es la falta de compromiso con los servicios de agua, saneamiento e higiene (WASH) lo que está reteniendo esa ambición.