Poner a los trabajadores de la salud en el centro del cambio de comportamiento en materia de higiene

6 min read
WaterAid/ Lis Parham

¿Cómo involucra a las comunidades —y a los trabajadores de la salud en el centro de ellas— en el cambio de los comportamientos de higiene? La funcionaria de programas Abigail Nyaka describe el proceso de WaterAid Malawi para crear una campaña limpia.

El comportamiento en materia de higiene es el núcleo de cualquier intervención exitosa en materia de salud pública. Pero cambiar las actitudes sociales y la conciencia en torno a la salud y la higiene lleva tiempo, y es un reto importante para mejorar la salud pública. Los modelos teóricos y los marcos prácticos, como el modelo ABCDE que WaterAid utiliza, pueden ser vitales para fomentar los cambios necesarios.

En el proyecto emblemático de WaterAid Malawi, Deliver Life, hecho posible gracias a la ayuda del pueblo británico, hemos utilizado el modelo para desarrollar una “campaña limpia”, un paquete para promover la salud a través de materiales interactivos para cambiar el comportamiento sobre higiene.

La marca

Con un lema que también es una llamada a la acción (“tiziyamba ndife”, que significa “debe comenzar con nosotros”), la campaña pretende inspirar a todos a salvaguardar a los demás a través de buenas prácticas de higiene. Dadas las altas tasas de infecciones adquiridas en los hospitales en Malawi, la campaña está dirigida principalmente a los trabajadores de la salud, siendo la comunidad en general el objetivo secundario.

La campaña tiene dos fases:

  1. abordar las normas sociales;
  2. promover comportamientos específicos.

La primera fase se centró en la marca de la campaña. Creamos un logotipo, una canción temática, kits de herramientas manuales y señales visuales como recordatorios de comportamiento.

Olive Matchado, asistente de sala en el centro de salud Nayuchi en Machinga, Malawi.
Olive Matchado, asistente de sala en el centro de salud Nayuchi en Machinga, Malawi.
WaterAid/Dennis Lupenga

La segunda fase se centró en aumentar las habilidades de los trabajadores sanitarios y miembros de la comunidad, como Olive (foto arriba), para practicar, mantener y transmitir buenas prácticas de higiene. Esto se centró en:

  • lavado de manos con jabón
  • uso correcto de letrinas y su limpieza
  • tratamiento seguro y almacenamiento de agua
  • higiene de los alimentos
  • gestión segura de los desechos de atención sanitaria

Para contribuir al aprendizaje, diseñamos actividades, incluyendo manuales (traducidos al idioma chichewa), para guiar debates comunitarios, citas clínicas y reuniones de trabajadores sanitarios, y creamos programas de radio, deportes y juegos.

¿Quiénes son nuestros socios?

El proyecto Deliver Life lo implementan en tres distritos nuestros socios AMREF Health Africa, Evangelical Lutheran Development Service (ELDS), National Initiative for Civic Education (NICE) y los departamentos locales de distrito de agua, salud y nutrición, así como de agricultura.

Las direcciones de servicios de Salud Preventiva y Gestión de Calidad del Ministerio de Salud contribuyeron a realizar pruebas previas con las comunidades y nos ayudaron a conectarnos con otras iniciativas de comunicación en el país para evitar la duplicación de esfuerzos. Nos aseguramos de que lideraran el proceso para que puedan hacerse cargo fácilmente del proyecto y que dura.

¿Qué hemos logrado hasta ahora?

Era importante crear el paquete sobre la base de la evidencia, por lo que llevamos a cabo investigaciones formativas que ayudaron a generar información vasta para el equipo creativo sobre los comportamientos que necesitábamos tratar.

Mediante la capacitación de instructores y sesiones de capacitación de voluntarios en los distritos, reforzamos la capacidad de los socios del gobierno y encargados de la implementación, a nivel de distrito, para poner en marcha la campaña.

Presentada por el Ministro de Salud y Población, Atupele Muluzi, la campaña tiene dos temas: “Defensor de trabajadores sanitarios de promoción de la higiene” y “Banja la ukhondo Banja la chitsanzo” (“familia sana, familia feliz”). Esta presentación se alineó con actividades en torno al Día Mundial del Lavado de Manos, y pudimos hablar de la campaña en el Simposio Nacional de Profesionales.

Para atraer la atención pública, también invitamos a los comediantes populares MacArthur Matukuta, Tame Mwawa, Stanley Kadzuwa y Maureen Jumaina a actuar durante la presentación.

Se crearon tres jingles para ayudar a promover buenas conductas higiénicas en las comunidades, que la emisora de radio comunitaria Nkhotakota ha reproducido en diez distritos de la región central. Al final de cada programa, había una pregunta para que los oyentes respondieran por SMS y pudiéramos evaluar el número de oyentes y si la gente estaba recibiendo los mensajes. Las respuestas fueron abrumadoras. También se emitió una transmisión en vivo durante la cual los oyentes llamaron para hacer preguntas a los panelistas.

Contamos con el músico evangélico Jeremiah Chikhwaza, quien compuso una canción temática “Banja la Chitsanzo” (“Familia modelo”) promoviendo los beneficios de los cinco comportamientos de higiene. Aprobada por el Ministerio de Salud, la canción se está reproduciendo en emisoras de radio junto a los jingles. Otros medios de comunicación, incluidas las redes sociales, se utilizarán para dar publicidad a la canción y que los mensajes lleguen al mayor número posible de personas.

En los dos primeros años de ejecución, el proyecto Deliver Life ha puesto en marcha una infraestructura de WASH en 10 centros de salud, y ha beneficiado a 12,544 personas con agua potable y 20,407 con servicios de saneamiento. A partir del 25 de febrero de 2019 (día de nuestro Simposio Global sobre Higiene), la campaña limpia había llegado a 123,905 personas con mensajes y acciones en materia de higiene.

Principales lecciones

Diseñar paquetes atractivos requiere una mente abierta y pasión. Hemos aprendido que llevan tiempo las nuevas iniciativas y sus correspondientes innovaciones, por lo que es vital dar tiempo suficiente para los procesos iniciales. Por otro lado, la adaptación de los materiales a la campaña dio un toque sorprendente, pero familiar, a los mensajes.

Es esencial garantizar que el personal de los centros de salud “acepte” la campaña. Pueden aumentar la implicación de las comunidades a través de su gran credibilidad y posición de confianza en las comunidades, y promoviendo cambios de comportamiento en materia de higiene en las conversaciones sobre salud.

La enorme carga de trabajo y las largas jornadas de los trabajadores de la salud en entornos de bajos ingresos siguen reduciendo el grado en que practican buenas conductas de higiene, incluso cuando son conscientes y están dispuestos a hacerlo.

Desde este punto, ¿hacia dónde nos dirigimos?

El proyecto Deliver Life finaliza este mes (marzo de 2019), pero nos hemos asegurado de que la campaña se incorpore a los sistemas tradicionales, tales como reuniones de trabajadores sanitarios, sesiones con clientes en clínicas estáticas dirigidas a departamentos ambulatorios, clínicas de monitoreo del crecimiento de menores de 5 años y debates comunitarios.

Continuaremos involucrando y capacitando a más mentores del distrito para garantizar la sostenibilidad de la campaña.

Junto con nuestros socios, supervisaremos periódicamente la alineación de las actividades de la campaña con los entregables y los resultados potenciales a través de reuniones mensuales con voluntarios de la comunidad. Además de la presentación de informes y la observación in situ, los asociados en la implementación y los funcionarios del Ministerio de Salud a nivel de distrito recopilarán datos sobre el comportamiento mediante controles puntuales.

Prevemos que nuestra campaña derribará las barreras que impiden la acción en materia de higiene entre los profesionales de la salud y los pacientes, y construirá los puentes y las vías necesarias para lograr una vida sana mediante la práctica de buenos comportamientos higiénicos.

UK Aid